Laso sobre el Fenerbahce: "Si no es una final, está muy cercano"

Pablo Laso, entrenador del Real Madrid, resaltó la "importancia del partido" ante el Fenerbahce y comentó que ve "bien a los jugadores, conscientes de la situación y 'picados' por algunas cosas".

"Estamos cerca del final del grupo y los partidos son más importantes. No sé si es una final -ante el Fenerbahce- pero estamos muy necesitados de victoria y será un día grande, importante, jugamos en casa contra un gran equipo y sabemos de la máxima importancia del partido", dijo Laso.

EL RIVAL

Respecto al equipo turco apuntó, en la página web del club, que el "Fenerbahçe es un equipo muy grande, muy sólido, con capacidad de anotación por fuera y con mucha fuerza interior. Tengo la sensación de que están preparados para competir al más alto nivel".

En el partido de ida el Madrid perdió por 77-66. "Allí no hicimos un buen partido, no tuvimos acierto y no tuvimos nunca la sensación de poder competir contra eso, porque la falta de acierto siempre nos lastraba. Vamos a tener que hacer un partido muy serio y ser capaces de jugar con la energía suficiente para competir contra un rival como Fenerbahçe. Al final es todo un conjunto, aunque todo el mundo ahora hable de la defensa", comentó.

LA BAJA DE RUDY

La ausencia de Rudy Fernández es importante pero el técnico tiene más problemas físicos entre sus jugadores.

"Perder a un jugador como Rudy siempre es negativo y nos afecta, pero confío en lo que pueden dar el resto de jugadores porque somos un equipo. Me preocupan más otros aspectos, porque Thompkins tiene un problema en la mano y no somos demasiado optimistas, y tenemos a Llull con un golpe del partido de Bilbao. Pero no podemos volvernos locos con estas situaciones y saber que el equipo tiene que dar un paso adelante", declaró.

La situación del equipo no es la mejor. "El equipo está preparado para este tipo de situaciones y eso te da la tranquilidad de saber que lo vamos a dar todo. Independientemente de los resultados, el equipo debe seguir creciendo y estoy muy contento con la evolución. Les veo bien, conscientes de la situación en la que estamos y 'picados' incluso por alguna situación que creen que no es justa pero que no está en sus manos", sentenció.

"Cuando uno gana parece que todo está bien, y yo discrepo mucho de esto. Y parece que cuando pierdes, todo va mal, y también discrepo mucho de eso. Lo que pasa es que es verdad que estamos en una fase clasificatoria en la que necesitamos victorias y sigo siendo optimista, pero qué duda cabe que al final cuando fallas un tiro y vas perdiendo te pesa más", añadió.

La irrupción de Luka Doncic en Bilbao es un soplo de aire fresco para el equipo. "Nunca he contado con Doncic por necesidad o por obligación porque es un jugador más del equipo, que el año pasado ya jugó los playoffs y lo hizo bien. El resto de compañeros tienen mucha confianza en él y Luka en ellos". El apoyo del aficionado será más necesario que nunca ante los turcos.

"Si no es una final, está muy cercano cara al objetivo del grupo. Jugamos en casa y confío mucho en el equipo. No tengo ninguna duda de que el aficionado va a apretar a muerte, a apoyar al equipo y espero un gran ambiente en el Palacio. Espero que consigamos la victoria porque el equipo está preparado para ello", finalizó Pablo Laso.

SEGIO RODRÍGUEZ: "ESTAMOS PREPARADOS, TENEMOS FE"

El base del Real Madrid Sergio Rodríguez ha manifestado que "no hemos hecho los deberes hasta ahora. Por diferentes circunstancias, hemos perdido más de lo que nos hubiera gustado y estamos en una situación complicada. Ahora tenemos dos partidos en casa contra Fenerbahce y Estrasburgo y luego fuera en Munich".

"Estamos muy mentalizados y con muchas ganas de jugarlos. Las finales llegan muy pronto en el año, pero son los partidos que nos gusta jugar. Sabemos a lo que nos enfrentamos mañana y estamos preparados. Tenemos la suerte de jugar dos de los tres partidos en el Palacio y sabemos lo que se crea en nuestro pabellón cuando jugamos allí. Tenemos muchas ganas y mucha fe en que el jueves ganaremos con el apoyo del Palacio", agregó.

EL REAL MADRID BUSCA GANAR AL FENERBAHCE PARA ALEJARSE DEL PRECIPIO

El vigente campeón de la Euroliga, el Real Madrid, necesita ganar imperiosamente, este jueves, al Fenerbahce turco de Zeljko Obradovic para seguir vivo en la competición y alejarse, un poco, del precipicio de la eliminación a las primeras de cambio.

Con sólo dos victorias en siete partidos, el Real Madrid se ha labrado un futuro con muchos nubarrones en la máxima competición europea, que se ensombrece aún más tras la baja de Rudy Fernández y la casi segura ausencia de Trey Thompins. Por una vez, el Madrid no quiere romper récords y convertirse en el primer ganador de la competición que es eliminado en la primera ronda en la siguiente temporada.

La situación de los de Pablo Laso es muy complicada, aunque no desesperada. El partido ante el Fenerbahce es importante, pero no vital. Aún perdiendo, el Real Madrid seguiría teniendo opciones de clasificación; pero una victoria, aunque no solventaría los problemas sí le daría un empujón en la clasificación y hacia el Top 1', con un mejor punto de partida para las dos últimas jornadas trascendentales.

El Fenerbahce ganó en la primera vuelta al Madrid por 77-66 y ya tiene el pasaporte para la siguiente fase en el bolsillo, aspecto importante de cara a la mentalización con la que saldrán unos y otros al parqué madrileño. Esta circunstancia permite, además, que los blancos no tengan que luchar también por la diferencia de puntos y que la victoria sea su único objetivo.

La baja de Rudy, importantísima desde cualquier prisma, debe ser la tilde que permita a la plantilla concentrarse en ganar un partido fundamental para sus intereses y que debe ser el inicio de una remontada que cambie completamente su forma de afrontar la temporada.

La falta de descanso, de entrenamientos y el acoplamiento del equipo deben pasar a un segundo plano y el único foco debe dirigirse a ganar el siguiente partido. En las dos últimas jornadas, ante el Bayern, en Múnich, y el Estrasburgo, el Madrid se la jugará pero para llegar con más opciones y con más moral la victoria ante el Fenerbahce es ineludible.