Carolina Ruiz anuncia su retirada

Carolina Ruiz
Carolina Ruiz |Telemadrid

Carolina Ruiz, única española que ha ganado un descenso de la Copa del Mundo de esquí alpino, anunció mediante un comunicado su retirada de la alta competición y aseguró que su carrera supuso para ella una "experiencia vital insustituible".

La esquiadora granadina mostró su agradecimiento a un deporte que, según declaró, le ha ayudado a lo largo de su vida para desarrollar una personalidad que le llevó a representar a España en cuatro Juegos Olímpicos y en nueve mundiales.

ORGULLOSA DE SU CARRERA DEPORTIVA

"Mi carrera ha sido una experiencia vital insustituible que me ha enseñado a conocerme a mi misma haciendo que siempre intentase ser mejor persona y mejor deportista. Me ha permitido dedicarme de una manera absoluta a mi pasión: el esquí", declaró en dicho comunicado.

Ruiz, de 33 años, informó sobre su decisión al presidente de la Real Federación Española de Esquí (RFEDI), May Peus, y añadió que llegó a tomar esa determinación "de manera natural y sin ningún tipo de presión".

La corredora granadina recibirá el próximo 4 de abril un homenaje en su estación, Sierra Nevada, en un evento que será abierto al público y que se desarrollará en Borreguiles junto a su familia, clubes de esquí, la RFDEI, la Federación Andaluza de Deportes de Invierno (FADI) y la estación invernal andaluza.

Después, el siguiente paso de Carolina Ruiz, entre el 13 y el 25 de abril, será asesorar los entrenamientos de velocidad que la Federación tiene previsto hacer en Sierra Nevada en una concentración que se llamará "Camp Carolina Ruiz de Velocidad" que incluirá varias charlas a deportistas y técnicos participantes.

La esquiadora de Sierra Nevada ganó el 23 de febrero de 2013 el descenso de la Copa del Mundo disputado en Meribel (Francia), con lo que se convirtió en ese momento en la única española en ganar una prueba de esa competición en la disciplina reina del esquí.

Ese día, Carolina, nacida hace 33 años en Osorno (Chile) y que cuenta con otro podio en Copa del Mundo -fue segunda en el gigante de Sestriere (Italia) del año 2000-, unió su nombre al de los madrileños hermanos Fernández Ochoa, Paco y Blanca, y al de su paisana María José Rienda, únicos españoles que habían ganado carreras en esa competición.