Arbeloa se despidió del Santiago Bernabéu

Álvaro Arbeloa jugó los últimos minutos del encuentro ante el Valencia y recibió una calurosa despedida del Santiago Bernabéu, en cuyos marcadores se proyectó un vídeo con imágenes suyas antes del partido En la grada, que coreó su nombre, se desplegó una gran camiseta con el dorsal 17 en el momento en el que sustituyó a Cristiano Ronaldo. Además, Sergio Ramos le cedió el brazalete de capitán y tras el pitido final fue manteado por sus compañeros en el centro del campo y ovacionado por la afición.

El canterano agradeció así el apoyo del madridismo: “Se acabó, ha sido increíble y un sueño. Muchas gracias a la gente. No sé cómo expresar tanto agradecimiento durante tantos años. Ha sido un orgullo vestir esta camiseta cada día. Estar en este equipo es lo mejor que le puede pasar a un futbolista. Un equipo con una exigencia tremenda, pero en el que cada segundo que he pasado en este césped ha sido lo mejor de mi vida”.

“Quiero seguir jugando al fútbol hasta que el cuerpo aguante. Aquí en España no puedo vestir otra camiseta que no sea la del Real Madrid”.

LA LUCHA POR LA LIGA

“Hasta el último momento vamos a creer, como hicimos en Lisboa y en otros momentos importante. Hasta el final vamos a estar ahí. Lo que tenemos claro es no cometer el error de hace dos años, cuando se nos escapó una Liga. Si el Barça no falla le daremos la enhorabuena como justos vencedores”.

Arbeloa se formó en la cantera madridista desde 2001 a 2006. Con el primer equipo ha disputado 238 encuentros en las últimas siete temporadas, en las que ha ganado 1 Champions League, 1 Mundial de Clubes, 1 Supercopa de Europa, 1 Liga, 2 Copas del Rey y 1 Supercopa de España. Con la selección, Arbeloa ha ganado 1 Mundial y 2 Eurocopas.