Sánchez alerta de que "el virus puede volver y sacudirnos en una segunda ola"

Pedro Sánchez
Pedro Sánchez |Telemadrid (captura)

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha pedido no bajar la guardia en este nuevo periodo que empieza tras el fin del estado de alarma porque "el virus puede volver y puede sacudirnos de nuevo en una segunda ola, y hay que evitarlo a toda costa".

Sánchez ha hecho una declaración institucional desde La Moncloa a pocas horas de que finalice el estado de alarma, en la que ha señalado que ahora "comienza una etapa nueva" en la que "hemos recuperado la calle, reconquistado la movilidad" y en la que "la economía empieza a latir". "Estamos en condiciones de avanzar, tenemos el deber de avanzar", ha añadido.

Además, en esta comparecencia sin preguntas de los medio de comunicación, Sánchez ha insistido en que gracias a la alarma se han podido "salvar miles y miles de vidas" en el país, 450.000 en España y tres millones en Europa según estudios independientes.

Asimismo, el presidente del Gobierno ha anunciado la creación de una reserva estratégica de material por parte del Estado frente al virus, que se tendrá que complementar con las CCAA y ha pedido a todo el mundo que no baje la guardia por que todos, ha dicho, "podemos ser muro o vía de transmisión".

Ha asegurado que "nadie" podía imaginar lo que iba a ocurrir y ha recordado en este sentido que la OMS afirma que la pandemia está en expansión en este momento, con 180.000 contagios nuevos en el día de ayer.

Reclama “unidad” en España y Europa

Asimismo, Pedro Sánchez, reclamó “unidad” en España para “levantar el país” y abogó por el entendimiento en Europa porque “el egoísmo y la división” impide prosperar.

Sánchez comentó que el “homenaje más duradero” que se puede hacer a los más de 28.000 españoles fallecidos durante la pandemia es “levantar nuestro país desde la unidad”.

Así recordó la puesta en marcha del Ingreso Mínimo Vital como medida “histórica” porque “no íbamos a permitir más infancias rotas, más generaciones sin futuro o más familias sin esperanzas”.

Para este nuevo camino, dijo Sánchez, “contamos” con la “ventaja que no se dio en la anterior crisis” y es “la respuesta europea” porque de se ha “aprendido” la lección y se busca “el acuerdo, la unión y la solidaridad" a través de un Plan de Recuperación.

Dicho plan, recordó, comportará transferencias y préstamos para que los países “más golpeados” puedan “relanzar sus economías impulsando su transformación digital y cambiando el modelo energético y también puedan asistir a los sectores sociales más afectados por la crisis”.