La Opinión de Hermann Tertsch

Situación calamitosa

28.10.2011 | 0 Comentarios

Dice Mariano Rajoy que no entiende como España ha salido como ha salido de la cumbre de Bruselas. Son muchos los que han reaccionado con estupor cuando de madrugada, se hacían públicos los resultados. Resulta que nuestros bancos, apenas afectados pro la deuda griega, son los que más se tiene que recapitalizar, después de los griegos. Y que nuestra deuda sufre una quita del 2%. Con lo que, dicen algunos, ya estamos definitivamente estigmatizados con los griegos.

Muchos no se explican que Italia, cuya posición de debilidad era más dramática, no sufre medidas semejantes. Así, el sector financiero español ha quedado expuesto como el más débil de la eurozona, sólo después del griego. Todos los bancos españoles afectados han reaccionado como deben. Transmitiendo tranquilidad. Y diciendo que no tendrán problemas para recabar el dinero.Pero todos los analistas predicen aun mayoeres dificultades para el movimiento de créditos para empresas y familias. Y por tanto una sequía aun mayor en el flujo vital para intentar arrancar una economía que se considera en punto muerto. Con cinco millones de parados y en aumento como hoy confirmará la Encuesta de Población Activa. Y en el umbral de la recesión. ¿Era inevitable todo ello? ¿Responde a nuestra situación o estamos ante un fiasco negociador? Pues todo indica que ambas cosas.

Nuestra situación es de hecho calamitosa. Y nuestros millones de parados son el inmenso lastre que pone en duda toda nuestra capacidad de recuperación. Italia, con todos sus problemas financieros, tiene una tercera parte de nuestros parados. Y esto marca una diferencia. Es evidnete que nuestar situación sería bien distinta si nuestro Gobierno hubiera aplicado las medidas necesarias cuando empezó la crisis. Pero entonces estaba demasiado ocupado negando la propia existencia de la crisis. Diciendo que estabamos superando a Italia y Francia. Y con ridículas fanfarronadas sobre la champions league de nuestro presidente.

Engañaron a los españoles y durante un tiempo se supone que también a Bruselas. Cuando fuera se acabó la paciencia y se le exigieron medidas a Zapatero, desde Berlin, Bruselas, Washington y hasta Pekín,era demasiado tarde. Pero también las medidas después fueron además de tardías, insuficientes y tramposas. En un momento como el actual, un Gobierno con credibilidad, solidez profesional y negociadora y peso personal y político, quizás habría podido evitar esta estigmatización innecesaria de España. Pero desde hace ocho años llevamos cifras, datos y promesas a Bruselas que se revelan falsos. Nuestros presupuestos son tan mentirosos que inducen a la risa. La palabra española que era antes sagrada hoy vale allí lo que vale aqui la de Zapatero.

La incompetencia de nuestros negociadores -en todos los campos- es ya proverbial en Bruselas. Cambiar todo esto va a ser tarea ímproba. Y no nos podemos quejar. Son nuestros representantes electos. Consolémonos con el hecho de que gracias a las expectativas de cambio, de la certeza de que Zapatero y su Gobierno son historia, no hemos salido peor parados.

(If you're a human, don't change the following field)
Your first name.
4 + 12 =
Para prevenir spam automático, por favor, resuelve esta pregunta de matemáticas.
Hermann Tertsch Blog

El periodista Hermann Tertsch repasa cada noche la actualidad desde un punto de vista crítico y analítico. De lunes a jueves, en Diario de la Noche.

Artículos anteriores

La Encuesta

¿Podemos permitirnos mas tiempo sin Gobierno?
¿Podemos permitirnos mas tiempo sin Gobierno?
Si
63.7%
No
36.3%