La torre del alquimista

La tecnología

29.03.2011 | 0 Comentarios
explosion_atomica

La tecnología, la soberbia hija de la ciencia, reina a nuestro alrededor y nos hace cada vez más dependientes. Asombra constatar como, en los últimos años, hemos sido invadidos por diferentes tipos de “adminúsculos” capaces de hacer que nuestra vida sea más fácil y placentera.

Una relación detallada de los diferentes aparatos tecnológicos sería excesiva y excedería el espacio que tenemos para este “blog”. Sin embargo, no me resisto a pedirle, estimado lector, que se tome unos breves minutos para caer en cuenta de la cantidad de tecnología que le circunda. No es casualidad que los pensadores de nuestra época llamen a ésta “Era tecnológica”.

El tiempo se ha hecho más rápido y el espacio más corto. El mundo es más pequeño y las distancias más cortas. Por otra parte el ser humano se ha rodeado de “prótesis” , hemos superado con creces nuestras limitaciones sensoriales, intelectuales, físicas... a ojo de buen cubero de épocas pretéritas dirían que hemos superado nuestras limitaciones y no hemos convertido en verdaderos superhombres. 

Coches, naves espaciales, aviones, ordenadores, telescopios, teléfonos, grúas, televisiones... no solo hemos heredado la tierra sino que la hemos transformado y hemos potenciado nuestra presencia en ella y fuera de ella.

Solo hay un problema, con el uso y el disfrute de la tecnología no nos hemos convertido en gente más sabia, más justa y más buena... y eso sí que es un problema.

Un amigo mío, al que siempre admiré, decía que observaba la misma ubicación mental en la persona que manejaba un mando a distancia con la que antiguamente se utilizaba con una pata de conejo para conseguir suerte en la vida. Los dos manejaban su instrumento de manera mágica, no sabían como funcionaba, pero le atribuían la capacidad de conseguir sus deseos por medio de su intermediación.

La gente no conoce, y lo que es peor no le interesa conocer, el fundamento científico que sustenta la tecnología. No conoce como funciona un mando a distancia, una televisión, un teléfono inalámbrico, una central nuclear, un aparato de rayos X, .... La gente sabe que DEBE funcionar, a no ser que se le hayan gastado las pilas o falte combustible. Lo demás no le interesa ni le preocupa.

Por otra parte, se necesita un fondo ético y Moral para direccionar y dar sentido a algunos de los grandes aportes tecnológicos. Energía atómica, material armamentístico, implicaciones en la naturaleza.... Eso sin mencionar la utilización de diferentes tecnologías para la manipulación de seres humanos con el fin de servir a intereses particulares y egoístas.

Utilizando una antigua alegoría el Dragón se ha despertado. Lo que no saben quienes lo han hecho es que nos puede destruir a todos. Solo queda una opción o producimos un cambio profundo o...

La verdadera lucha esta en tu conciencia, conviene pues despertarla.

Un saludo reflexivo, estimado lector, desde la torre del alquimista.

Antonio Elegido


 

(If you're a human, don't change the following field)
Your first name.
13 + 3 =
Para prevenir spam automático, por favor, resuelve esta pregunta de matemáticas.
Antonio Elegido 70x80

Antonio Elegido González-Quevedo, el "profesor" del programa "Cifras y Letras". Lector infatigable de los clásicos. Viajero. Humanista. Amigo del Quijote.

Artículos anteriores

La Encuesta

¿Podemos permitirnos mas tiempo sin Gobierno?
¿Podemos permitirnos mas tiempo sin Gobierno?
Si
63.7%
No
36.3%