La Brújula de la Salud

La contaminación: más fácil alarmar que educar en salud

11.02.2011 | 0 Comentarios
Contaminación y pulmón

Una vez más se demuestra que es más fácil alarmar a través de algunos medios de comunicación que educar en salud. Y en absoluto trato de minimizar el serio problema de salud pública, que supone la contaminación para el mundo en general y para España, sobre todo en Madrid y Barcelona, en particular. El problema es importante y necesita de una solución pero no de urgencia, sino meditada, debatida y consensuada por todas las fuerzas políticas. O si se prefiere, un “pacto de estado por la sanidad”, porque la contaminación atmosférica es un problema de salud para los ciudadanos y de sanidad para los políticos que nos gobiernan y los que nos quieren llegar a gobernar. Es una tarea y una responsabilidad de todos, entre los que nos contamos como es lógico los profesionales sanitarios, que siempre hemos de respetar el rigor de la ciencia y la información. Y los titulares de que “la contaminación es la responsable directa de 16.000 muertes al año en España” o que “cada año mueren 2.000 madrileños como consecuencia directa de la contaminación”, necesitan desde luego del rigor científico de un trabajo de investigación serio, riguroso y prospectivo, porque siendo uno de los desencadenantes principales, es muy difícil poder llegar a demostrar esa “causa-efecto” que algunos han llevado hasta la población general a través de una gran mayoría de medios de comunicación.

Y como en otras ocasiones, al final los políticos, lejos de asumir su responsabilidad directa, la trasladan de alguna forma al ciudadano, tratando de aumentar los impuestos si se quiere utilizar el coche en ciudades como Madrid, eso sí, ofertando la posibilidad de dejar el coche en casa a cambio de utilizar el transporte público, que como todos sabemos es insuficiente.

Mientras tanto, hemos podido escuchar a algunos profesionales sanitarios de prestigio reconocido, recomendar que nos quedemos en casa, que no hagamos ejercicio y que caminemos por la calle con mascarilla, porque el problema es muy grave. Por otra parte, algunos también quieren justificar el aumento de los ingresos hospitalarios por el aumento de la contaminación atmosférica de estos días. Los datos y el rigor de los mismos, desde luego aconsejan algo muy diferente. Lo primero es que estamos de enhorabuena porque los registros de la contaminación y en este caso particular del dióxido de nitrógeno (NO2) están funcionando y por ello saltan los niveles de alerta, que no de alarma, como consecuencia de que la normativa europea se ha hecho mucho más exigente que en años anteriores. En cuanto a los ingresos hospitalarios, hemos de tener presente que estamos en una situación, como todos los años por estas fechas, de aumento de enfermedades respiratorias víricas como la gripe. Y por otra parte, conviene estudiar y analizar la curva horaria de las concentraciones de NO2 a lo largo del día, como se puede ver en la gráfica que acompañamos.

Si la estudiamos en detalle, nos daremos cuenta que las concentraciones de este importante tóxico para nuestros pulmones, aumentan a partir de las 7 de la tarde como consecuencia del incremento de las calefacciones por la disminución de las temperaturas y que tiene otro pico importante a primera hora de la mañana, normalmente hasta las 11 ó las 12 de la mañana por el aumento del tráfico intenso de los embotellamientos. Esto desde luego me hace recomendar, como enfermero y médico, que no se deje de practicar el ejercicio saludable de salir a caminar todos los días, pero a partir de las 12 de la mañana, o bien tras la siesta saludable de 20-30 minutos, sobre las 4 ó 5 de la tarde, momentos en los que las concentraciones de NO2 son más bajas y menos peligrosas. Y en lugar de mascarillas, una bufanda que es mucho más calentita o bien una “braga” al cuello que también nos puede ayudar a tapar la boca y proteger nuestras orejas si el frío arrecia.

En definitiva, que se tarda mucho menos tiempo en lanzar un titular o un comentario alarmante, que en diseñar una verdadera estrategia de educación para la salud. Pero claro, la verdad es que también es cierto que las audiencias aumentan mucho más si se practica la alarma, que si se respeta el rigor y se fomenta la salud de la población ofreciendo los consejos saludables en cada caso. Y nosotros, nos apuntamos a esta segunda fórmula, la de la educación para la salud, aún a riesgo de perder audiencias, porque preferimos calidad a cantidad.

Ya lo saben, a pasear que es saludable, pero no a primera hora de la mañana, ni a última hora del día.

Y recuerden que pueden volver a ver La Salud al día en nuestra web

 

 

(If you're a human, don't change the following field)
Your first name.
9 + 3 =
Para prevenir spam automático, por favor, resuelve esta pregunta de matemáticas.
blog_sanchezmartos_70

El Dr. Jesús Sánchez Martos es Enfermero y Médico de vocación con gran experiencia en clínica, investigación y docencia. En la actualidad es Catedrático de Educación para la Salud de la Universidad Complutense donde trata de transmitir sus experiencias a los alumnos de Enfermería, Fisioterapia, Podología, Medicina, Farmacia y Periodismo. Desde hace 23 años desarrolla una tarea divulgativa a favor del fomento de la salud y la prevención de la enfermedad en diversos medios de comunicación. En Telemadrid dirige el espacio "La Salud al Día" en el programa Buenos Días Madrid.

La Encuesta

¿Podemos permitirnos mas tiempo sin Gobierno?
¿Podemos permitirnos mas tiempo sin Gobierno?
Si
63.7%
No
36.3%