La Opinión de Hermann Tertsch

Balance y propósitos

24.12.2010 | 1 Comentarios
Hermann Tertsch Blog

Hoy es Nochebuena y pasado Navidad. Desde aquí les deseo a muy felices fiestas a todos. Y en especial a esos muchos millones de españoles para los que las Navidades no son una fiesta más o cualquiera. Sino una fecha muy señalada e importante para su forma de entender la vida, la Fe cuando la hay y las tradiciones. Por mucho que se insista en muchas instancias en arrebatar a estas fiestas su identidad cristiana.

 

Celebrada con más o menos solemnidad, para los niños supone alegría e ilusión y para los adultos siempre conlleva evocación, introspección y recuerdo. Y por supuesto estas fechas de fin de año nos llevan a todos de alguna forma, queramos o no, a hacer balance. A muchos les puede en estos días la nostalgía. Cobran fuerza las ausencias, las coyunturales y las definitivas. Y están más presentes que nunca las expectativas y las inquietudes ante el porvenir. Este año son muchos los españoles que harán un muy triste balance del año pasado. Y que tendrán muchos más y mayores temores ante el futuro que en años pasados.

 

A muchos se les ha caído finalmente la venda de los ojos y ya ven atónitos todo el daño que ha sufrido este país en los últimos años. No se debería olvidar, pese a todos los ajetreos modernos, ese propósito de introspección que se halla desde la antiguedad en estas fechas, en que comienza el duro invierno que hace ver a los hombres su extrema fragilidad. Ni los propósito de enmienda, de mostrar lo mejor de nosotros mismos y de honrar y mejorar nuestra convivencia. Creo que hace muchos años que los españoles no estabamos tan necesitados de todo ello.

 

Estamos aistiendo a un proceso de deterioro de nuestra convivencia que es paralelo a nuestro declive económico y a la pauperización de ciertas capas de nuestra sociedad. El miércoles unos sindicalistas en Murcia agredieron a miembros del partido popular. Por unas medidas de ahorro exigidas por el Gobierno socialista de Madrid. Hoy, el nuevo partido del Gobierno en Cataluña y el Partido Socialista han confirmado su intención de ignorar al Tribunal Supremo y despreciar su sentencia que exige la libertad de estudiar en español en Cataluña. Son sólo dos botiones de muestra de la profunda crisis en la que estamos, que trasciende con mucho a nuestros problemas económicos, angustiosos como son. Existe un peligro real de que las tensiones en nuestro maltratado tejido social agraven los problemas de conivivencia. Y que los aprovechen aquellos que ya han mostrado su vocación cainita con sus llamamientos a abrir viejas heridas y enfrentamientos que habíamos superado en la transición. Los problemas son inmensos.

 

Por eso el momento y no solo las navidades nos exigen sosiego y que intentemos todos sacer de nosotros lo mejor. Para que en las próximas Navidades tengamos al menos mayor esperanza.

 

  • Da gusto con gente como tú
    26.12.2010 becker
(If you're a human, don't change the following field)
Your first name.
5 + 4 =
Para prevenir spam automático, por favor, resuelve esta pregunta de matemáticas.
Hermann Tertsch Blog

El periodista Hermann Tertsch repasa cada noche la actualidad desde un punto de vista crítico y analítico. De lunes a jueves, en Diario de la Noche.

Artículos anteriores

La Encuesta

¿Podemos permitirnos mas tiempo sin Gobierno?
¿Podemos permitirnos mas tiempo sin Gobierno?
Si
63.7%
No
36.3%