Ruiz-Huerta y Franco debaten sobre el 8 de marzo y la huelga feminista

Descarga el fichero

Madrid Directo OM

| 06.03.2018

Los principales protagonistas de la política regional se dan cita en Com.Permiso, espacio del presidente de Madridiario.es, Constantino Mediavilla, en el programa de Madrid Directo.

Lorena Ruiz-Huerta, portavoz de Podemos en la Asamblea de Madrid, y José Manuel Franco, secretario general del PSOE en Madrid, hablaron sobre el 8 de marzo y la huelga feminista, a la cual no se sumará la presidenta Cristina Cifuentes, hecho que Ruiz-Huerta no respeta, pero Franco sí al ser “un derecho, no un deber”. Esta diferenciación ha provocado que la portavoz de la formación morada le haya tachado de "tibio".

Ambos políticos coincidieron en la necesidad de esta huelga para conseguir la igualdad entre mujer y hombre en todos los ámbitos. “Creo que estamos de enhorabuena por tener un movimiento feminista reforzado y rejuvenecido”, destacó Lorena Ruiz-Huerta, realizando una crítica hacia esas mujeres que señalan que ir a la huelga es elitista mientras que otras que desean ir no pueden porque necesitan su trabajo para llegar a fin de mes.

A ello se sumó José Manuel Franco, pero con matices, lo que provocó que Ruiz-Huerta le definiese como "tibio": “Ir a la huelga no es un deber, es un derecho y respeto a las personas que eligen no ir”, declaró el socialista, a lo que añadió: “Humanamente entiendo que muchas mujeres que están de acuerdo no puedan parar ese día y es algo dramático”.

“La huelga ha triunfado ya porque ya estamos llegando a un grado de sensibilización impensable hace unos meses, pero me da miedo es que el día 9 creamos que todo está conseguido y rebajemos el listón de la lucha. Que todos los días sean 8 de marzo”, sentenció.

LA HUELGA A LA JAPONESA

A colación con las declaraciones del presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, sobre el trabajo de las mujeres durante el 8 de marzo, –por las que la portavoz de Podemos en la Asamblea llamó a Rajoy “caradura” y “fantoche”–, Ruiz-Huerta cargó contra la “huelga a la japonesa” de la presidenta de la Comunidad, Cristina Cifuentes.

“No aporta absolutamente nada que (Cifuentes) diga que ese día va a trabajar más que nunca. Una presidenta del Gobierno debería seguir la huelga por solidaridad, compromiso y defensa con el resto de mujeres que no pueden”, criticó la miembro de la formación morada.

José Manuel Franco, a pesar de no defender la postura de Cifuentes, sí abogó por su derecho a elegir si hacer huelga o no: “Está en su derecho de no hacer huelga, pero le define perfectamente. El compromiso se demuestra en el día a día y su Gobierno lo demuestra al contrario”.

Ante la visión del secretario general del PSOE, Ruiz-Huerta reafirmó con fuerza, contrariando a su compañero: “No respeto su decisión de no hacer huelga”. “Es intolerable el tipo de expresiones que dijo como ‘Ellas sabrán’ cuando estas mujeres van a la huelga a defender cosas que son obviedades”, subrayó.

MANIFESTACIÓN

Por si quedaban dudas, Lorena Ruiz-Huerta explicó cuál debe ser el papel de los hombres durante el 8 de marzo, algo que rebatió José Manuel Franco, defendiendo el derecho de los hombres a apoyar a las mujeres en la huelga.

“Formalmente se ha llamado a la huelga a todos, pero las que tienen que seguirla son las mujeres, porque una cosa es la huelga y otra la manifestación, en la que los hombres serán bienvenidos. Es más importante que los hombres se queden en casa y permitan que sean las mujeres las que se movilicen en la calle. El objetivo es demostrar que si nosotras paramos, el mundo para”, explicó Ruiz-Huerta.

“Tenemos derecho a sumarnos a unas reivindicaciones justas. Nosotros nos sumamos, pero las mujeres son las protagonistas. Lo hacemos en defensa de los derechos de la mujer”, comentó el socialista, a lo que la portavoz de Podemos repitió: “Los hombres deben solidarizarse como pide el movimiento feminista: ayudando en casa y no acudiendo a la huelga”.