Ocho detenidos por la muerte del joven 'Richi', que desapareció en Alcalá. Su madre pide justicia

Descarga el fichero

Richard Angel, el joven fallecido

Informativo mediodía

| 16.10.2015

La Policía Nacional ha detenido a ocho personas, tres de ellas menores de edad, por su presunta implicación en la muerte de Richard Angel, conocido como Richi, el adolescente de 17 años que desapareció el pasado 31 de enero en Alcalá de Henares tras una reyerta y varios días después apareció su cuerpo flotando en el Río Henares.

Fuentes de la Jefatura Superior de Policía de Madrid han señalado que de los ocho detenidos, cinco están acusados de un delito de homicidio y tres de un delito de encubrimiento. Cinco de ellos han pasado a disposición de la Fiscalía de Menores, pues si bien sólo ahora tres son menores de edad, otros dos tenían menos de 18 años cuando se produjeron los hechos. El resto ha pasado a disposición judicial.

Este caso se remonta a principios de año, cuando un pescador encontró en el río Henares, en la localidad de Alcalá, el cadáver del adolescente, muy cerca de la discoteca en la que se vio por última vez a Richi, después de tres semanas de rastreos por el río, montes y caminos cercanos.

La hipótesis que se manejaba entonces es que el joven se hubiera caído al río y el cadáver hubiera quedado atrapado por algún tipo de elemento en la profundidad del mismo y tras el descenso del caudal hubiera salido a flote después.

Ana, pareja sentimental del padre del menor, explicó en su momento Europa Press que, su hijo desapareció tras una pequeña disputa mantenida fuera de la discoteca Decano, ubicada en la zona de Nueva Alcalá, y descartó que lo hiciera con signos de violencia. Según explicó, Richard mantuvo una pequeña discusión dentro de la discoteca; el chico salió, le empujaron pero no pasó nada grave.

Algunos dijeron que se dirigió hacia el lado del río, otros que hacia el lado contrario, salieron a buscarlo pero ya no estaba", manifestó, al tiempo que matizó que el chaval "no iba sangrando" ni "en tan mal estado". La Policía investigaba si la causa de la muerte tenía una etiología homicida, accidental o suicida.

Más sobre: SucesosSuscrbeteSuscríbete