Los peritos de la Guardia Civil recogen pruebas del interior de la nave incendiada en Arganda

Descarga el fichero

La Comunidad mantiene dos dotaciones de bomberos en la planta de Arganda

Informativo mediodía

| 01.01.1970

Hoy estaba previsto que los peritos de la Guardia Civil entrasen en la nave de Arganda del Rey que se incendió la semana pasada para empezar a recoger pruebas que ayuden a determinar el origen de las explosiones y el posterior incendio que arrasó la fábrica. El ayuntamiento de la localidad ha creado una comisión de seguimiento de los afectados.

Las pruebas que recojan los peritos de la Guardia Civil serán fundamentales para determinar las causas exactas del incendio en la nave de Retinsa. La hipótesis que manejan es que fue fortuito y que una acumulación de gases desató varias explosiones, aunque también se trata de averiguar cómo la empresa dedicada a la recuperación de disolventes pudo registrar un incendio similar hace tres años.

Mientras se trabaja en eso, los empresarios cuyas naves también resultaron afectadas por las explosiones se han unido para crear una comisión de afectados. Van a solicitar al ayuntamiento de Arganda que declare la zona catastrófica para acelerar los trámites. Después de superar la dura crisis, para muchos lo ocurrido ha sido otro mazazo.

Las naves afectadas por el incendio superan el centenar. De esas empresas dependen muchas familias cuyos puestos de trabajo ahora penden de un hilo porque aunque los seguros puedan cubrir los daños materiales, un negocio parado supone pérdida de clientes y por tanto de ingresos para afrontar, por ejemplo, los pagos a proveedores. EL Ayuntamiento de Arganda del Rey ha creado una comisión de seguimiento de los afectados.