La Comunidad liga la salida de Wanda a la "inseguridad" que genera Podemos

Descarga el fichero

Hoy en Madrid Matinal

| 14.01.2016

El consejero de Presidencia y portavoz de la Comunidad de Madrid, Ángel Garrido, ha ligado la decisión del grupo chino Wanda de cerrar su oficina en España, que deja en el aire la reforma del Edificio España, a la "inseguridad" para la gran inversión causada a su juicio por el "Gobierno de Podemos".

Durante un desayuno informativo organizado por el diario Estrella Digital, Garrido ha defendido que el Ayuntamiento de Madrid fue quien "determinó" a través de informes técnicos "cómo y de qué forma" debía llevarse a cabo la obra de reforma del rascacielos.

Con estas palabras, el consejero se ha referido a las diferencias existentes sobre el proyecto entre Wanda, que quería tirar abajo el edificio y reconstruir la fachada con un diseño idéntico al actual; y el Ayuntamiento, que rechazó esta pretensión debido al rango de protección de la fachada, considerada patrimonio de la ciudad.

En concreto, en julio de 2015, el grupo Wanda pidió al Ayuntamiento, entonces ya gobernado por Ahora Madrid, tirar la fachada alegando motivos de seguridad, una propuesta que rechazó el Consistorio esgrimiendo varios informes que sostenían que se podía reformar el edificio sin llegar a ese extremo.

Finalmente, la multinacional china manifestó al Gobierno encabezado por Manuela Carmena su intención de comenzar la obra en breve sin tirar fachada a mediados de octubre de 2015, momento desde el cual no había noticias sobre el proyecto.

Más sobre: WandaSuscrbeteSuscríbete