Guindos rebaja la previsión de la tasa de paro por debajo del 17%

Descarga el fichero

El ministro de Economía, Industria y Competitividad, Luis de Guindos, ha anunciado que el Gobierno actualizará el viernes el cuadro macroeconómico y revisará al menos en seis décimas a la baja su previsión de la tasa de paro para este año, cuando se situará "claramente" por debajo del 17% y España creará más de 500.000 puestos de trabajo.

Informativo mediodía

| 28.03.2017

El ministro de Economía, Industria y Competitividad, Luis de Guindos, ha anunciado este martes que el Gobierno actualizará el viernes el cuadro macroeconómico y revisará al menos en seis décimas a la baja su previsión de la tasa de paro para este año, cuando se situará "claramente" por debajo del 17% y España creará más de 500.000 puestos de trabajo.

Así lo ha avanzado De Guindos durante su intervención en los Desayunos Informativos de Europa Press, en los que ha adelantado que el Gobierno revisará este viernes al menos en seis décimas a la baja su previsión de la tasa de paro de este año en la actualización del cuadro macroeconómico que acompañará al proyecto de ley de los Presupuestos Generales del Estado (PGE) que aprobará el Consejo de Ministros.

De esta forma, la tasa de paro se situará "claramente" por debajo del 17%, frente a la tasa del 17,6% prevista en la última actualización del cuadro macroeconómico realizada el pasado mes de diciembre, y se crearán para el cuarto trimestre de este año algo más de 500.000 puestos de trabajo, en términos de la Encuesta de Población Activa (EPA), respecto al mismo periodo del año pasado.

De Guindos ha destacado que esta revisión de la previsión de empleo supone que la tasa de paro habrá caído en 10 puntos desde su nivel máximo alcanzado en 2013, si bien ha matizado que la tasa todavía es "inaceptable" y "queda mucho por hacer", ya que aún hay que recuperar 1,5 millones de empleos para que el nivel de ocupados vuelva a ser el mismo que antes de la crisis y alcance los 20 millones de afiliados que había en 2007.

Asimismo, ha asegurado que si no se revierten las reformas que "están dando sus frutos", España puede registrar hasta cuatro años con crecimientos superiores al 2,5% del PIB, lo que permitiría recuperar el empleo de hace una década y el objetivo de 20 millones de ocupados en 2020.

En este sentido, ha destacado la efectividad de la reforma laboral en la mejora de la competitividad y de la productividad. "Estoy convencido de que nadie sensato la cambiaría", ha apostillado el ministro, tras negar que esta reforma sea la responsable del aumento de la desigualdad.

Así, el ministro ha indicado que la principal causa de desigualdad en los años de crisis ha sido el paro, pero los datos "empiezan a mejorar" y se constata ya que la evolución salarial "se va normalizando" y "seguro" que hay empresas en determinados sectores que pueden llevar a cabo un incremento salarial.

A este respecto, ha dicho esperar que se alcance un acuerdo entre patronal y sindicatos para el incremento salarial de este año, si bien ha insistido en que lo importante es la flexibilidad y que se puedan acometer subidas de sueldo en función de la situación de cada empresa y cada sector.